Inspiración de Lunes

Tal y como os prometí en mi primer post del año,Nuevo año 2018 ,voy a seguir apoyando proyectos maravillosos de #mujeres10, y hoy me gustaría empezar la semana con una heroína, una jueza implacable en sus sentencias, una #mujer10 que ha dado un giro inesperado a la forma de ver y entender la Gimnasia en USA, ella es la Jueza Rosemarie Aquilina.

Imagino que algunos de los que leéis la prensa generalista o deportiva os sonará, ha sido la encargada de sentenciar a Larry Nassar, el ex fisioterapeuta en la federación americana de gimnasia, y de la Universidad Estatal de Michigan durante más de 20 años, que ha sido juzgado y condenado a 60 años de cárcel por posesión de pornografía infantil y a 125 años por haber abusado sexualmente de 183 víctimas.

¿Y por qué es una #mujer10?

Por primera vez en la historia de USA, una jueza ha permitido a las 183 víctimas de abusos sexuales, hacer sus propias declaraciones (de las 183, han subido al estrado 153), les ha dado la oportunidad de expresarse, de decir lo que sienten, de hablar sobre esta horrible experiencia, les ha permitido a todo aquel que lo hubiera pedido hablar y expresarse, decir lo que piensan, incluyendo al propio Larry Nassar, ha oído durante 7 días declaraciones de todas y cada una de las víctimas, las ha animado a hablar, las ha animado diciéndoles que son fuertes, que ya nada tienen que temer, que esto iba a acabar, las ha tratado como supervivientes y no cómo víctimas y ha mostrado en público su más absoluto rechazo a las prácticas deportivas basadas en el abuso tanto físico, psicológico o sexual. Además, ha querido que el juicio fuera público, en USA los juicios pueden ser públicos o privados y depende del Juez que sean de una manera o de otra, ella cómo bien dijo cree en los juicios públicos. Y también, ha permitido a la prensa, nacional e internacional acceder al juicio, grabar, filmar, y hacerse eco del juicio, ha conseguido crear un ejército de mujeres con mucha fuerza, pero además ha conseguido darles voz. 

Y a pesar de que todas las víctimas pedían la pena máxima que iba de 40 a 125 años, ella le ha otorgado 125 años, porque según le dijo a la cara y de frente:



“es mi honor y privilegio sentenciarte, porque usted no se merece caminar fuera de una presión nunca más” - Una jueza que como bien dije ella misma, se ha ganado muchos detractores, por decir y hablar claramente cuando le preguntan.  

Os dejo aquí en este video, con el final del juicio y la sentencia final de la Jueza Rosemarie Aquilina.




Hacen falta más juezas así, más sentencias así, más fuerza y más poder para las víctimas, y me reitero una y otra vez diciendo que los delitos sexuales NO prescriben jamás (en España sí prescriben… esto es para hacer un post aparte). 

Me gustaría dejaros aquí esta pequeña nota de Inspiración de Lunes, sobre el sufrimiento de las víctimas, algo que me hace pensar, cuando criticamos o juzgamos a las víctimas sin darnos cuenta del dolor qué provocamos (yo la primera). 






“Algunas personas sobreviven y hablan sobre ello. Algunas sobreviven y callan. Algunas personas sobreviven y crean. Todo el mundo lidia con un dolor inimaginable a su propio modo. y todo el mundo tiene derecho a eso, sin ser juzgado. Así que la próxima vez que mires la vida de alguien de manera codiciosa, recuerda, es posible que no quieras sobrevivir a lo que ellos están sobreviviendo ahora mismo, en este momento. Mientras se sientan silenciosamente frente a ti, pareciendo un océano tranquilo en un día soleado, recuerda cuán vastos son los límites del océano. Mientras que en algún lugar el agua está en calma, en otro lugar en el mismo océano, hay una tormenta colosal” - La gente sobrevive de diferentes maneras. 



Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...